Los datos de la Estadística de Hipotecas dados a conocer hoy por el INE correspondientes a abril de 2019 recogen un descenso interanual del 0,1% en la concesión de créditos para la compra de una vivienda que rompe con la tendencia alcista de los últimos meses

Este retroceso en la concesión de hipotecas puede estar relacionado con el efecto estacional, pero sobre todo con «el proceso de normalización al que tiende el mercado», según Beatriz Toribio, directora de Estudios de Fotocasa. «Aunque seguimos en un ciclo positivo, se aprecian signos de agotamiento de la demanda propios de un menor crecimiento económico y de unas dificultades de acceso por parte del grueso de la población a la vivienda. El mercado residencial seguirá avanzando a corto-medio plazo, pero a un ritmo más moderado»

Esa moderación, según Toribio, “se irá haciendo más evidente a medida que avance 2019, a lo que hay que añadir el posible efecto de la nueva ley hipotecaria que ha entrado en vigor”. En su opinión, esta nueva ley “endurecerá las condiciones de las entidades bancarias a la hora de conceder una hipoteca”.

Toribio recuerda que, pese a esta consolidación de la financiación, “el nivel de concesión de hipotecas está muy lejos de los registros que vimos en los años 2006 y 2007, cuando de media se concedían más de 100.000 hipotecas al mes”.