El precio de la vivienda de lujo en España ha moderado su crecimiento al 2% en el primer semestre del año, con un precio medio de 6.850 euros por metro cuadrado, según el último informe sobre el mercado residencial de lujo publicado por Barnes.

El informe muestra que a pesar de la moderación la vivienda de lujo sigue aumentando su precio, al situarse en 6.850 euros por metro cuadrado, desde los 6.700 euros del mismo periodo del año pasado, dejando atrás las cifras de 6.075 euros del primer semestre de 2017 y los 6.075 euros del mismo periodo de 2016.

En ciudades como Barcelona, Madrid o San Sebastián, así como en regiones como la Costa Brava catalana, la Costa del Sol andaluza, el litoral valenciano y los archipiélagos de Baleares y Canarias, el aumento de los precios llegó a experimentar un alza interanual del 3%, superando en algunos casos cotas de 10.000 euros por metro cuadrado.

En cuanto a las características de las viviendas, la mayor parte de la demanda del sector inmobiliario de lujo se concentra en propiedades con precios que van desde los 500.000 hasta los tres millones de euros y con una superficie de entre 150 metros cuadrados y 500 metros cuadrados, parcela aparte.

Asimismo, el tiempo medio de venta de una propiedad de lujo durante el primer semestre fue de cuatro meses a nivel nacional, un mes menos que en la media de 2018, y de solo dos meses en las zonas de mayor demanda turística, el mismo dato que en los dos años anteriores.

Por nacionalidades, latinoamericanos, franceses y británicos fueron los más rápidos en comprar, con una media de dos meses, mientras que los españoles tardaron cinco meses en tomar la decisión de compra.

El socio fundador de Barnes Spain, Emmanuel Virgoulay, indica que «los precios de la vivienda de lujo van a alcanzar máximos este año debido a la estabilización del mercado de oferta y demanda en las principales regiones del país».

En este sentido, Virgoulay prevé que durante la segunda mitad de año el comprador internacional seguirá creciendo en importancia en la adquisición de viviendas de lujo en Madrid, Barcelona, el litoral y los archipiélagos, mientras el nacional va a mantener su protagonismo de los últimos tres años.

Según Barnes, los principales factores a tener en cuenta de cara a la evolución del segmento inmobiliario de lujo en España hasta 2020 serán la estabilidad económica y política, las medidas políticas adoptadas en materia de vivienda, la situación geopolítica internacional, las políticas económicas del BCE, el ajuste de los precios y la evolución de divisas como la libra esterlina, el dólar y el peso mexicano.