La torre Caleido, la quinta que se levantará al Norte del Paseo de la Castellana de Madrid, al lado de las cuatro actuales, estará lista en el otoño de 2020. Así lo ha indicado el coordinador general de planeamiento, desarrollo urbano y movilidad del Ayuntamiento de Madrid, Ezequiel Domínguez.

Las obras de construcción del nuevo rascacielos de la capital, que ejecutará OHL, comenzaron este jueves con un acto oficial de colocación de primera piedra.

La quinta torre es un proyecto que supondrá una inversión de 300 millones. Y que promueve el grupo Villar Mir a través de su filial Inmobiliaria Espacio. Y en alianza con el magnate filipino Andrew Tan.

Caleido supone la construcción de un nuevo rascacielos de 165 metros de altura y 36 plantas. Y un segundo edificio en horizontal, de cuatro plantas.

El primer inmueble lo ocupará el Instituto de Empresa. Que instalará el que será primer campus universitario en altura. Mientras que el segundo albergará un centro del grupo sanitario Quirón.

El nuevo complejo, que suma una edificabilidad de 70.000 metros cuadrados, se completará con un área comercial y de servicios y zonas verdes.

 

El proyecto estará terminado en otoño del 2020

Para el alto cargo del Consistorio madrileño, la nueva torre será «más que un skyline» de la capital. «Se trata de un proyecto para Madrid y los madrileños. Que podrán disfrutar a partir del otoño del 2020. Y que se erigirá en un punto clave de expansión urbana», destacó Ezequiel Domínguez.

En su opinión, la nueva torre representa «el espacio de una nueva era con emprendimiento, innovación y generación del conocimiento». Y que «el hecho de que se levante en Madrid constituye una ventaja competitiva» para la capital. Además, estima que ‘Caleido’ será «el punto de sutura» que cerrará la «cicatriz» abierta en el área de las Cuatro Torres.

El nuevo edificio se levantará sobre unos terrenos propiedad del Ayuntamiento de Madrid. El grupo Villar Mir se hizo con el derecho de cesión de estos suelos para los próximos 75 años a través de un concurso público. Y a cambio del pago al Consistorio de un canon anual de 4 millones de euros.

Los promotores de la torre calculan que su construcción generará 864 empleos en Madrid. Y 1.559 en la totalidad de esta Comunidad. Estas cifras se incrementarán en sus 75 años de explotación. Ya que está previsto alcanzar los 2.092 puestos de trabajo a nivel local. Y 3.992 a nivel regional.

En el acto de colocación de la primera piedra del rascacielos también participaron el presidente de Espacio Caledio, Fernández Gallar; la directora corporativa de Asistencia, Calidad e Innovación de Quirónsalud, Leticia Moral, y el vicepresidente del IE, Diego del Alcázar. Asimismo.